Wang Wei

Visita al Templo de la Conservación del Incienso


.
Sin saber dónde estaba el templo
viajé muchas leguas por colinas neblinosas,
a través de viejos pinares, sin buenos caminos,
hacia las campanas que sonaban entre profundos desfiladeros.
Arroyos gorgoteantes desde las altas rocas;
lejano sol en las ramas del abeto.
Sentado en la noche junto al estanque de la montaña
buscaba reinar sobre el Dragón.

.


Wang Wei (699-761)
Un poema de la dinastía Tang: Visitando el Templo Conservación de Incienso
Fuente original: La Gran Época (sin mención del traductor)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s