Los arrecifes

En el principio era el vacío
que iba llenándose de tiempo,
mientras el tiempo creaba el espacio
y el cuark renunciaba a sus dimensiones
en el cósmico potaje abisal,
el universo rodeaba el mundo:
no sabes cómo sufrí,
y quedó la tierra sobre las rocas
después del embate del temporal,
hielo en la tundra,
caía desde la hoja inestable
la gota que colma el paso
en la charca primordial,
cabalga, jinete, galopa
hasta el centro del erial,
donde no existe el tiempo ni el espacio
y la fuerza electromagnética
sigue guardada en el cofre
de la sabiduría esencial,
polvo en el yermo,
pero quién soñaste que eras?
mi cierto amor circunstancial,
abajo se fue al carajo
y arriba también se iba,
no tienes mi odio ni mi desprecio
pero siempre tendrás mi olvido,
encanto hizo otro tanto
y extraño, también ya antaño,
la eternidad es todo el tiempo,
desde el principio hasta el final,
y cima, pese a la rima,
con fondo se fue abondo
y, en éxtasis, la singularidad
eyaculó un universo real,
el huracán arranca el árbol
pero deja la tierra entre las rocas,
nadie ha ido, nadie va,
ante un sepulcro de granito
renunciaré a mi alma fatal,
ningún nudo es imposible
para la serpiente en el páramo,
para el reptil en su cubil,
para la culebra en el roquedal,
dame un poco de tu polvo de estrellas,
toma mis genes de neandertal,
danza la danza primera,
grita en la roca, salta en la sabana,
llama a la bestia salvaje
en esta tierra inestable,
hermosa inmensa y eventual,
las dimensiones del tiempo
se esconden detrás de la realidad,
polvo en el páramo,
pero en las noches sin luna
las estrellas no están brillando ahí
ni para ti ni por mí,
galopa, jinete, cabalga,
han brillado ya mucho tiempo antes
y seguirán brillando aún después
en el vacío insustancial,
cabalga, ebrio jinete,
descubre el valor de los mitos
en la más profunda irrealidad,
en los arrecifes de Arousa
agua algas y arena
son los sueños de la sal,
why d’ya do it?
silencio oscuro en los suburbios,
jinetes en la tundra desolada,
hielo en el aire,
buscando los versos borrados
por el fusil del terror oficial,
preciosismos y boniteces
son las heces
de la verdad sometida,
sé que tú, esbirro armado,
nunca jugaste en la orilla del mar,
yo cierro el puño y muevo el brazo
arriba y abajo, arriba y abajo
con fiera furia vertical,
why’d you let her suck your cock?
aplastado, azotado y elevado,
why d’ya do it? she said,
por alguno de los muchos enigmas
que nunca me dejaron existir,
cabalgaba el polvo del erial,
solo tienes que escuchar:
de la fábula, la miga
es que en realidad la hormiga
nunca aprendió a cantar
y ahora recolecta el miedo
y el silencio en los suburbios oscuros,
eh, Perceval,
dónde has dejado el grial?
preferiría que no pero sí,
donde el gato no está vivo ni muerto
y los cuantos reverberan la luz
en los muros de la inercia espacial,
sí, los tiempos son confusos,
ah, rejodida desgracia,
haber nacido yo para entenderlos,
porque a veces la belleza
es un don del hada del mal,
you can run but you can’t reach me,
nadie quiere, nadie da,
solo el espejo vigila al espejo,
solo el tiempo en el espacio comprende
la velocidad de la sal,
la bota que calma el paso,
santo Tomás Eliota
escribió los cuatro evangelios
y el apocalipsis más cruel
sin que nadie le condenara
a los blancos tormentos de la tundra,
la araña acomodó su tela
en las vigas del salón
junto a la gran lámpara de cristal,
oh, puñetera desgracia,
me daba sus montes de plata
y me negaba sus valles de oro,
luego descubrí que nunca entendió
mi revirado proceso mental,
rodeando el mundo y no sabes
de qué manera sufrí,
hielo en la tundra musgosa,
pero después descubrí
que tampoco las otras, tan preciosas,
ni ellos tampoco, os meus pobriños,
nadie estuvo, nadie está,
el temporal rompe la rama
pero deja el árbol sobre el collado,
donde solo la subrazón subsiste
y es eléctrico el amor,
tan eléctrico, eléctrico el amor,
y por fin descubrí que nadie,
sí, Perceval,
entendía mi proceso mental,
dadme una buena premisa
y desquiciaré el mundo,
y tú no me muestres tu coño
si no quieres enseñarme tu cara,
oh, Casandra, Casandra,
recuerdas aún a Apolo empalmado
so los capiteles de Ilión,
mientras que yo sí podía entender
los de todos en la danza ritual,
salta en la roca, grita en la sabana,
multiplica tu saber
por el tamaño del radio de un cuark,
oh, el extraño encanto
de ir de arriba hasta el fondo
y desde abajo hacia la cima
como una partícula elemental,
mira hacia arriba, aúlla en la roca
a los expectantes
millones de millares de millones
de decenas de universos,
puntos azules rojos y amarillos
en tu mente cuando cierras los ojos,
why’d you do what you did?
la bota que colma el paso,
mas santa Ana Aimatoviana
por escribir de los héroes sin versos
fue condenada a la duda,
el silencio y la desesperación
por los que morían desterrados
en la tundra desolada,
la araña entretejió sus hilos
en las fauces del león,
y expertos en razones infundadas
tacharon líneas y arrancaron páginas
del frío poema invernal,
oh, inusitada desgracia
haber nacido yo
en estos tiempos complacidos
en el tamaño del radio del cuark,
el viento se lleva las hojas
pero deja la rama sobre el árbol,
muerde el tiempo desigual:
el presente es un reflejo
y el futuro es tan velado
como el pasado es oscuro,
pero ahora estoy buscando un espejo
que ya no pueda atravesar,
danza la danza ritual,
nadie ha ido, nadie va,
nadie ha visto y nadie ve,
nadie sabe que yo sé
que no hay nadie y nunca habrá,
tan solo el dolor te enseña a sufrir
en el desierto intemporal,
desde las murallas de Ur
veía los cadáveres flotando
entre los juncos del río,
oscuro silencio en suburbia,
oh, Perceval,
dónde olvidaste el grial?
preferiría que sí pero no,
donde el gato no está muerto ni vivo
y los cuantos hipnotizan la luz
sobre los muros del tiempo inercial,
nadie ha sido ni será
oh, no torturéis, malvados,
mi alma caducifolia,
con las dudosas sirenas del Báltico
y las del mar de Arousa
dejadme ir a los arrecifes
a terminar aturdido y a solas
mi botella de aguardiente de guindas,
el viento se lleva la hoja
hacia las profundidades del mar
mas la eternidad no es tan larga
que no pueda tener un buen final,
Casandra, escuché tu voz
y aun pienso que entendí tus palabras
entre el bramido de la tempestad
pero estaba tan borracho
que no creo que las pueda olvidar,
oh, no torturéis, ingenuos,
mi alma de fino metal,
hielo en el aire,
gritos en el viento del temporal,
why d’ya do it? she said,
y el profeta creó la antientropía
entre el oleaje de la resaca,
cae la gota en la charca primigenia,
la gravedad se incrementa
hasta no dejar ni pensar
y es eléctrico eléctrico el amor
en el fondo del cenagal,
polvo en el agua,
cadáveres flotando
junto a las viejas murallas de Ur,
tierra en la arena,
después de millones de evos
a hierro mueren las estrellas,
como los humanos, y sus cadáveres
devienen frías supernovas
y lúgubres estrellas de neutrones
yaciendo entre las galaxias,
solo a polvo reducidas de estrellas,
baila tu baile ritual,
polvo que realimenta al Universo
como el polvo de los cadáveres
humanos realimenta la tierra
regenerando el ciclo vital,
ay, Perceval,
la sirena en el arrecife
susurra su melodía a la sal,
la gota que calma el paso,
deja que la música ahuyente al miedo,
no hables en la oscuridad,
páginas manuscritas arrancadas
de algún cuaderno escolar,
tierra en el hielo,
futuro velado y pasado oscuro,
nunca ha sido y no será,
humanos, realmente no os merecéis
la lluvia de que estáis hechos,
el oscuro silencio suburbial,
Casandra: Apolo empalmado
en los templos de la sagrada Ilión,
grita en la roca,
salta salvaje en el páramo,
nunca ha habido y nada habrá,
suelta tu furia de neandertal,
en los ángulos del espejo,
ey, Perceval,
la eternidad no es tan larga
si sabes aguantar hasta el final.
.


ēgm. 2013

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s