Carlos Drummond de Andrade

Soneto de la perdida esperanza


.
Perdí el tranvía y la esperanza.
Vuelvo pálido hacia casa.
La calle es inútil y ningún coche
pasaría sobre mi cuerpo.

Subiré la cuesta lenta
en que los caminos se funden.
Todos ellos conducen al
principio del drama y la flora.

No sé si estoy sufriendo
o si es alguien que se divierte
¿por qué no? en la noche escasa

con un insoluble flautín.
Sin embargo hace mucho tiempo
que gritamos: ¡sí! a lo eterno.
.


Carlos Drummond de Andrade. Soneto da Perdida Esperança
Traducción de Enrique Gutiérrez Miranda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s